PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Reproductor

PUBLICIDAD

Las madrinas de Radio Marca Lanzarote continúan triunfando

Michelle Alonso y Lydia Valentín se proclamaron, recientemente, subcampeonas del mundo en sus disciplinas 

  • Radio Marca
  • Cedida
  • Lydia Valentín

    De las últimas competiciones internacionales de Lydia, la de este Mundial de Pattaya (Tailandia) era a priori la más complicada, pero la berciana nos tiene acostumbrados a la épica y cosechó una plata en total olímpico (246 kg) después de trabajarse cada uno de sus levantamientos tanto en arrancada como en dos tiempos, donde se colgó el bronceSólo se vio superada en el total por la colombiana Leidy Solís, que con un levantamiento final de 142 se llevó el oro (247 kg).

    Bronce fue la estadounidense Arthur. La española regresaba a su categoría habitual (que ya no es olímpica), tras haber probado en el Europeo en -76, y lo hizo de forma magistral, ante rivales de mucha entidad. La leonesa tuvo que remontar en dos tiempos para poder acceder a un subcampeonto y ya ha subido al podio en sus últimos cuatro mundiales.

    Lydia inició su andadura con un levantamiento válido de 105 kg, como la bielorrusa Darya Naumava y la colombiana Leidy Solís. Otra de sus grandes rivales, la coreana Suhyeon Kim,, alzó 106 kg. La venezolana Dayana Chirinos fue a por los 103 de entrada. Todas tuvieron éxito aunque las mejores sensaciones las dejó Naumava. El siguiente intento para Valentín fue de 108 kg, de nuevo exitoso y demostrando mucha seguridad. Solís no pudo con 108 ni Chirinos con 106.

    Sabiendo lo que había hecho Lydia, Suhyeon y Naumava apostaron fuerte. En la final B ya había dos competidoras que habían logrado 111 y 110, así que no era descabellado. La bilorrusa hizo un válido de 109 y la coreana, que en general decepcionó, erró en 110. La estadounidense Arthur falló también en 110 kg. En su tercer intento, la halterófila española no pudo con los 112 establecidos(113 había hecho en el pasado Mundial). Naumava se quedó sin alzar los 112 mientras que Suhyeon respondió positivamente a los 111...leer más

     

    Michelle Alonso

    "Estoy súper contenta con la medalla de plata. El oro era muy difícil después de los problemas que he tenido estos meses por una tendinitis en el hombro derecho y luego con una especie de alergia al cloro. Lo que más me preocupaba era la tos", confesaba Michelle Alonso ante los micrófonos del Comité Paralímpico Español (CPE) nada más salir del agua tras la prueba de los 100 braza S14 (deportistas con discapacidad intelectual) en la tercera jornada de los Mundiales de natación paralímpica que se disputan en Londres hasta el domingo, en la misma piscina donde se coroón por primera vez campeona paralímpica. La plata, esta vez, tenía sabor a oro.

    Alonso firmó su tercera mejor marca en esta prueba (1:13.49), sólo por detrás de la que hizo en los Juegos Paralímpicos de Río 2016 (1:12.62) y que le valió el oro paralímpico, y de su récord del mundo en el Meeting Internacional de Glasgow en 2016 (1:12.61). Su marca tiene más mérito aún después de no haber podido entrenar con normalidad gran parte de la temporada, especialmente en la recta final antes de los Mundiales.

    Desde enero hasta principios de abril, la tendinitis le impidió hacer muchos metros en la piscina y sus días se pasaban entre tratamientos de fisioterapia y antiinflamatorios. En cuanto empezó a mejorar, fueron metiendo cada vez más volumen a los entrenamientos. Se recuperó y pudo participar en el Campeonato de España Absoluto de verano P50 Open Astralpool celebrado del 3 al 7 de agosto en las instalaciones del CN Terrassa. Allí empezó con la tos, que achacaron entonces a un posible resfriado.

    "Pero al final casi no podía respirar por las mucosidades en el pulmón", cuenta José Luis Guadalupe, su entrenador desde hace una década. "Parece ser que es por entrenar en piscina cubierta y, según el servicio médico del CPE, la tos ha derivado en una rinitis alérgica que viene provocada por el cloro. Le tienen que hacer pruebas para saber qué tipo de alergia es pero ha tenido que estar dos semanas con una medicación fuerte, que incluía corticoides en dosis bajas en inhaladores, para que no diese positivo y lleva desde agosto hasta ahora con un tratamiento específico", añade. No es la primera nadadora a la que le pasa. Hace años, por ejemplo, Mireia Belmonte confesó también su alergia al cloro y su asma... leer más

    Comentarios (0)  



    Escribir un comentario

    PUBLICIDAD
    Radio Marca Lanzarote 104.5 FM
    PUBLICIDAD
    Radio Marca Lanzarote 104.5 FM